Guillermo Lutzky (1963 – 2009)

guillermo lutzky Esta es una de esas cosas que no quisiera escribir, ayer falleció Guillermo Lutzky uno de los pocos tipos que admiraba en este ambiente y uno de los muchos menos que puedo decir que eran un tipazo. Cálido, cercano, amigable, innovador, buen tipo, inteligente, generoso de espíritu; responsable de uno de los pocos blogs sobre educación que valían la pena leer por su compromiso total. El campus virtual de la ORT, su blog, su cuenta de twitter y hasta sus presentaciones quedan online para que lo conozcan quienes no tuvieron esa suerte… que cagada perder a alguien así.

36 thoughts on “Guillermo Lutzky (1963 – 2009)”

  1. Sí… qué cagada!
    Yo me quedo sólo con lo escrito y con la pena de no haber tenido el honor de conocerlo.
    Te mando un abrazo grande a ti, a todos sus amigos y a su familia.
    P.

  2. Crucé alguna que otra palabra con Guillermo por lo que no puedo decir que lo conocí realmente, pero es indudable por gente que sí lo conoció que fué una exelente persona y su aporte a la sociedad y la cultura es invaluable.

    Creo que lo mejor es honrarlo buscando cada uno hacer un aporte mínimo a alguna de las tantas causas por las que luchó y trabajó de manera incansable.

    Gracias Mariano por el post.

  3. Tuve la suerte de conocer a Guille, de tenerlo como profesor en ORT. Siempre fue un precursor… ya en el año ’95 daba el curso de multimedia, armando cosas que eran precursoras a la web (toolbook) con hipertexto.

    También lo tuve como coach de basket en los campeonatos de la escuela. Siempre tuvo un mensaje que apuntaba a la autosuperación, a derribar nuestras propias barreras, a ponerle ganas y a divertirse. Pero sobre todo, era un tipazo. Cuando uno estaba con el sentía que podía pedirle consejo sobre cualquier cosa.

    La ultima vez que lo vi en persona fue hace un año atrás, organizando el primer encuentro de graduados y alumnos de ORT, llevando la experiencia concreta a los más chicos, dandoles herramientas pero sobre todo GANAS.

    Se te va a extrañar Guille, sos un groso.

  4. Me dolió y me jodió mucho la noticia de su fallecimiento. Porque se va, muy temprano, demasiado temprano, alguien que, como decís, era generoso, inteligente, innovador y, por sobre todas las cosas, un educador.

    La verdad, sencillamente, no lo puedo creer. Quiero seguir viéndolo bajando las escaleras de la ORT, ése, su lugar, mostrándome cada rincón con su gesto bonachón y socarrón , pero de buena onda…

  5. La verdad que todos en el equipo docente de nuestro Colegio quedamos impactados con tan triste noticia, visitábamos frecuentemente su blog y además justo estabamos estableciendo un intercambio de e-mails en búsqueda de asesoramiento.

    Una verdadera lástima.

  6. Es una pena perder a una gran persona como Guillermo. Yo tuve la suerte de tenerlo como profesor este año y aprendí muchas cosas de la computadora gracias a el. Si no fuera por el, yo no sabría casi nada de computación. Lo voy a recordar para siempre. ¨QUE GUILLERMO DESCANSE EN PAZ¨

  7. un tipazo, un optimista, un formador. Me enseñó a programar por el ´88… imborrable imagen, usaba el pizarrón, y en su vértigo por enseñar, su desprolijidad y su pasión, seguía escribiendo en las paredes. Luego seguimos en contacto porque seguí computación. Y más luego, en 2003-04, nuestras últimas charlas cara a cara fueron en un escenario raro para ambos… en La Paz, Bolivia…. qué mala noticia para todos… se va un grande..!

  8. Tuve el honor de ser su alumna en el 2003 y afortunadamente en el 2006 de nuevo.
    Lo que yo aprendí con ese hombre no tiene nombre. Me enseñó de computación, de internet, de programación y sobre todo, me enseñó de la vida, que hay que superarse, que siempre se puede saber mas, que siempre hay que saber mas, que hay que investigar, que hay que ser bun tipo. Admiré siempre su capacidad de hacer cosas, de hacer proyectos, de ayudar a la gente, de que todo lo que tocaba era un suceso y un éxito.
    De los 60 docentes que calculo haber tenido en ORT, él es uno de los únicos 3 que me marcó la adolescencia y definitivamente la vida.
    Un adiós muy triste. Lo voy a recordar siempre.

  9. Mariano, que fue lo que le pasó? porque llama la atención que era joven… tenía sólo 46 años.
    Tenés algún dato al respecto?

    Mi pésame a través de esta vía… :-(

  10. Gracias Guille por haberme enseñado un monton de cosas, me enseñaste a hacer todo correctamente respecto a la compu, al comportamiento ,siempre te ayudaba en lo que necesitabas y le mandaras un mail para preguntarle algo y te lo respondia al toque, siempre atento a todo.
    Un grande para siempre loco!
    Te extrañamos 2D YATAY

  11. Un dolor dificil de describir. Yo supe hacerme “detestar” y querer por Guillermo durante mis anos en Yatay y lo recuerdo con mucho cariño. Hace mucho que no lo veia, pero el dolor llega desde esos recuerdos. Saludos a todos los que lo conocimos y sentimos parecido.

  12. Primero que nada, gracias Guille por todo lo que hiciste por nosotros, por enseñarnos tanto y hacernos reir al mismo tiempo. Fue un gran profe al que admiraba y respetaba, y me alegra haber podido conocerlo.
    Aunque no tuvimos mucho tiempo de conocerlo, se que era un grande y un muy buen tipo.

    Y… Gracias por todo, sos un grande y un capo, y te vamos a extrañar.

  13. Fue compañero mio de la primaria, y despues de muchos años nos volvimos a encontrar, y disfrutar muchisimo de nuestros recuerdos de infancia. Estoy muy dolido. Siempre lo recordare con mucho cariño.

  14. Tuve el orgullo de que sea profesor mio de ORT, incluso me entrego el titulo del secundario. Lo recuerdo como un gran tipo, siempre dispuesto a darte una mano, a resolverte los problemas, con una predisposicion para enseñar y una entrega constante a su profesion, que no volvi a ver nunca durante mi carrera universitaria. Una gran perdida, mi mejor homenaje sera recordarte tal como eras y agradecerte porque tus enseñanzas fueron un pilar para mi formacion profesional. Saludos donde quier que estes.

  15. Que lástima =(

    Me entere hace poco.

    Tuve la suerte de conocerlo en la feria del libro, pero no lo conocí mucho mas. Que mala suerte perderlo.

    Que descanse en paz.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *