No sobre-planifiquen su carrera

[Alex Taussig, partner at Lightspeed Venture Partners, escribió Don’t overplan your career y me permitió republicarlo. Es interesante el planteo que hace y da para pensar :)]

La semana pasada me encontré con un joven ejecutivo quien se encuentra en un punto de transición en su carrera. Pasó los últimos años en dos grandes empresas – una bastante grande y exitosa, y otra que es joven y emergentes. Ha perfeccionado un conjunto de habilidades, pero quería llevar esas habilidades a una industria completamente nueva. Me pidió consejo para encontrar un espacio en esa nueva industria, y cómo podría llegar a su eventual objetivo. Luego trazó un camino lógico para llegar allí y me pidió mi opinión sobre ese camino.
Aunque estoy impresionado por personas inteligentes que tratan de planificar la próxima década en sus planes de carrera, le di un consejo “contrario”:

“No sobre-planifiques.”

La tendencia entre personas inteligentes y ambiciosas es la de prever todas las contingencias, especialmente cuando se trata de la planificación de su carrera. El reto es que las mejores oportunidades te enfrentan/aparecen por casualidad. La vida hace que sus planes de trabajo a largo plazo sean un 90% sin valor. He visto esto una y otra vez entre amigos y colegas. Unos pocos ejemplos que se acaban de mi clase en la escuela de negocios:

  • Un inversor de private equity por mucho tiempo vuelve a su vieja firma para mantener en el camino a ser socio. Luego es reclutado para ser COO de un startup. Nuevamente vuelve a ser reclutado para tener un rol similar en otro staartup. Entonces comienza a buscar, fondear y adquiere un negocio rentable, donde ahora es CEO.
  • Un veterano de McKinsey trabaja en un fondo de cobertura, no le gusta, vuelve a McKinsey por un tiempo. A continuación, los reclutan para una posición administrativa en uno de los gestores de activos más importantes del mundo. Ahora, reporta a un ejecutivo de nivel C y está manejando una de las unidades de negocio de más rápido crecimiento.
  • Un ex gerente de producto en Bay Area casi abandona la escuela para trabajar en la producción de películas animadas, luego de abrir los ojos en su prácticas en un estudio top. Termina en una compañía de juegos y sufre la la ola de crecimiento, termina con el tiempo reportando al CEO directamente. Se aleja a arriesgarlo todo en una nueva aventura propia.
  • Un ex gerente de marketing de una empresa de CPG (bienes de consumo envasados) se une a una cadena de estudios de yoga para trabajar en operaciones al por menor, pero se da cuenta de su pasión es la práctica del yoga en sí. Comienza a enseñar yoga al mismo tiempo, y, finalmente, deja su trabajo para iniciar un negocio propio – con ayuda de la filosofía y la práctica del yoga para ayudar a los ejecutivos a alcanzar niveles más altos de rendimiento y satisfacción.

Estoy bastante seguro que ninguna de estas personas, todos los cuales tienen altos niveles de satisfacción con sus carreras, habría colocado sus funciones actuales en un plan de trabajo a largo plazo.

Por otra lado, creo que lo mejor que uno puede hacer es preguntarse a si mismo cada par de años. Yo llamo a este proceso, el “checkin bienal.” Es una manera mucho más realista para mirar su carrera y deja más opciones abiertas, especialmente aquellas que no hubieran estado previamente en tu hoja de ruta. Este “checkin” requiere hacerse algunas simples preguntas a uno mismo:

  1. ¿Te gusta la cosa en que está trabajando?
  2. ¿Admiras a la gente con la que estás trabajando?
  3. ¿Estás aprendiendo y mejorando tus habilidades?
  4. ¿Ve un camino interno de progresión en tu carrera?

Si estás en un 4 de 4, entonces probablemente tiene sentido seguir creciendo en tu papel. Una vez que caes a 2 o menos de esos 4, entonces deberías disparar una pequeña evaluación de sus opciones. Lo qué encontrarás cuando mires alrededor son muchos roles que nunca podrís haber planeado – sobre todo en la industria tecnológica, donde las cosas cambian tan rápidamente.

Espero que algunos de ustedes encuentren este marco de trabajo útil. Me gustaría conocer alternativas que hayan probado los cambios en tu propia carrera. Dejen una respuesta en el blog de Alex Taussig!

Comprando empresas solo por el talento

Si algo me divierte observar en el mercado de startups o de Internet de Silicon Valley es la competencia despiadada que hay por el talento disponible y que hace que cada persona pueda exigir condiciones que pocas veces eran posibles; y esto se da por dos temas coyunturales:

a) Un mercado con líquido para invertir en pequeños startups flexibles y escalables, que no necesitan millones de dólares para mostrar que un modelo de empresa funciona.
b) Una infraestructura tecnológica y de APIs que permite que uno pueda crear un servicio “parásito” que suma valor a redes sociales ya establecidas y que se benefician de la masa crítica en vez de tener que salir a buscarla

Continue reading “Comprando empresas solo por el talento”