NFC y la insoportable levedad del segundo paso





En realidad este post podría resumirse en “el NFC va a seguir siendo una experiencia asquerosa si en cada transacción tengo que presentar mi ID” y no mucho mas.

Es tan frustrante tener smartphones con capacidades de compra o de identificación NFC (y pequeñas bóvedas virtuales donde almacenar mis datos de identificación) que si en cada compra con Apple Pay o en cada ingreso a un evento tengo que, no solo sacar mi teléfono y acercarlo a un lector (esperando que la lectura sea correcta y no lastimen el “mágico y maravilloso acabado” del teléfono) sino que además tengo que buscar mi billetera y sacar una tarjeta de identidad… Las ventajas sobre las tarjetas de crédito son inexistentes.

Ya lo sé, los datos de mi Apple Pay o mi Google Wallet se pueden atar a Apps de manejo de presupuestos y etc. etc. pero eso no es una ventaja; los bancos (especialmente los Yankees o el mismo BBVA) ya atan estas transacciones y hasta me agregan los datos para mis presentaciones fiscales.

Con lo que no tengo ventajas reales sobre el uso de una tarjeta de crédito que, encima, tiene NFC.

Si algo esperaba de Apple con Apple Pay era una innovación en su interfaz o la forma de uso (que tecnológicamente no iban a hacer nada nuevo chicos) y aunque no sea su culpa el NFC sigue siendo la misma porquería de siempre donde no hay una killer-app que me ahorre aunque sea 5 minutos de línea al momento de entrar a un evento o al pagar un café.

NB: escrito desde un iPhone con NFC que no puedo usar para entrar al MWC con NFC sin tener que exhibir tarjeta y telefono juntos ¿? 

2 thoughts on “NFC y la insoportable levedad del segundo paso”

  1. Bueh, en el caso puntual del MWC, siendo speaker, que te pidan ID no es tan descabellado, haya o no NFC (aunque, por supuesto, uno puede preguntarse para qué usar NFC at all…).

    Ahora sí, para comprar, epic fail desde varios lados, no solo el del ID. Hay muchos lugares donde el lector está, sencillamente, mal ubicado para usarse con comodidad. Y corrés el riesgo de que se te caiga el teléfono al suelo, porque continuaron la lógica preexistente de los lectores de tarjetas de crédito, con dispositivos colgando, en ángulo, frente al cajero.

  2. El NFC para lo único que sirve es para hacer pairing con dispositivos Bluetooth… Pista lo demás es totalmente impráctico.

    (desde un lumia con NFC inútil)

Leave a Reply to Esteban Cancel reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *