Quolaw y su experiencia en Wayra Week

A días de empezar su experiencia EN Wayra le pedí a una de las fundadoras de Quolaw que cuente como era su experiencia en un mundo diferente al de donde venían, corporativas y abogadas… y encima con una presentación que me sorprendió por lo directa al punto… esta es su experiencia

logo quolawHace 3 meses, mientras vivía en Nueva York, pensaba qué tipo de proyecto querría encarar cuando volviera a Buenos Aires. Estando allá tuvimos una de nuestras tantas charlas por skype con Lorella (co-fundadora de Quolaw) y empezamos a soñar con cómo sería crear nuestra propia compañía. Siendo dos abogadas que trabajamos en el ámbito corporativo, ¡ésto era todo una apuesta! Es así que empezamos a pensar: ¿Qué es lo que creemos necesita un cambio? ¿Qué es lo que conocemos bien nosotras? Así nació Quolaw, un SaaS (software as a service) para que abogados y su staff manejen su práctica legal más eficientemente desde cualquier lugar, con la posibilidad de integrar smartphones.

Estando todavía en Nueva York, mi marido -actualmente nuestro technical advisor- vió por twitter sobre la convocatoria Wayra (nosotras en ese momento no teníamos twitter siquiera). Ni bien se abrió la convocatoria para Argentina y Uruguay, comenzamos a delinear las respuestas. Sabíamos que era muy difícil que nos seleccionen, más aun teniendo en cuenta que nuestro proyecto era tan nuevo. Pero cuanta más información veíamos online sobre la convocatoria en otros países, más nos entusiasmamos…Si tan solo quedáramos entre los 30…Nos llevó bastante tiempo cada una de las respuestas porque eran cosas que ibamos decidiendo a medida que las escribíamos (¡a esa altura no estabamos seguras de todos los features que tendría Quolaw ni de todas nuestras ventajas competitivas!).

Al ver la cantidad de gente que se presentó en la convocatoria Argentina-Uruguay (casi 900 proyectos) pensábamos las pocas probabilidades que teníamos de quedar seleccionadas, con un proyecto que todavía estaba en papel. Además el nuestro era el único equipo con dos mujeres sin backround tecnológico. Hasta que recibimos el mail que decía algo como “Enhorabuena, su proyecto ha sido seleccionado…”. Desde ese momento, y hasta el día de hoy, todo pasó muy muy rápido. Ni bien recibimos el mail comenzamos a armar el pitch y los slides para prentar en la Wayra Week. Tratamos de analizar y abarcar en los 10 minutos del pitch la mayor cantidad de información posible (que pudiera interesarle al jurado). Incluso investigamos quién sería el jurado y las otras start-ups seleccionadas.

Desde el primer día de la Wayra Week, nos sentimos super contenidas. En primer lugar, los organizadores se acordaban de nuestro proyecto y nos vinieron a saludar y felicitar. El resto de los emprendedores se presentaban entre sí y contaban de sus proyectos. Mi cabeza daba mil vueltas al escuchar sobre todas las buenas ideas que había y emprendedores que se notaba podían ejecutarlas a la perfección.

En Argentina, la Wayra Week duró 3 días. El primero, tuvimos varias charlas y talleres muy buenos. Un día entero de actividades y networking, nos sirvió para aflojarnos un poquito. Ese día se sortearon los lugares para presentar el pitch durante los siguientes dos días. Nos tocó casi al final del último día por lo que aprovechamos la ayuda de expertos que proveía Wayra para mejorar la presentación. En nuestro caso fue muy útil la colaboración del experto en finanzas quien nos ayudó a re-organizar nuestro slide referido a las proyecciones financieras (siendo las 2 abogadas, claramente este slide cambió bastante).

Si bien estábamos nerviosas al comienzo del pitch, lo disfrutamos muchísimo. El jurado estaba atento a nuestra presentación e incluso hizo preguntas que nosotras mismas tenemos hoy día. Nos ayudó a ver qué puntos son importantes tener en cuenta y qué cosas tal vez podríamos enfocar de otra forma. Era una charla super amigable que podríamos estar teniendo en un café que no quería terminase porque estábamos recibiendo tan buen feedback. Sentí que entendieron perfectamente nuestra manera de ver el negocio.

Terminamos la presentación y tuvimos que hacer tiempo a que anunciaran ese mismo día los 10 proyectos seleccionados. Durante ese tiempo pasamos por miles estados de ánimo y emociones distintas. Primero, la confianza de Lorella en que dimos un buen pitch y que nos fue bárbaro. Segundo, la incertidumbre de pensar en lo que dijimos que podríamos haber dicho o contestado de mejor forma. Después, en sentirnos con mucha seguridad y hasta llegar a afirmar que nuestro proyecto va a quedar seleccionado; para dos segundos después acordarnos de las otras 29 start-ups que conocimos.

Llegó la hora de sentarnos y esperar que anuncien los 10 finalistas. En ese momento me acuerdo estar pensando que ya el hecho de estar entre los mejores 30 es suficiente, que hay proyectos muy buenos y que pase lo que pase, disfruté mucho de la experiencia y aprendí muchisimo en muy poco tiempo…pero cuánto nos ayudaría quedar seleccionadas…. Cuando Gonzalo Martín-Villa empezó a hablar, sentí la mirada de Hugo de Los Santos, mientras pensaba que me miraba con lástima de que no quedamos seleccionadas. Y cuando anunció “el primer proyecto seleccionado es…Quolaw”, fue un sentimiento de felicidad enorme, no recuerdo un momento en el que haya sentido tantas cosas al mismo tiempo, ¡no lo podia creer! Creo que saltamos, hicimos bastante ruido y dijimos cosas rarísimas en el escenario.

Foto Quolaw con su premio
Por si no me creen la cara de felicidad que teníamos ☺

Eso quería decir de alguna forma que ya teníamos un proyecto en serio, que puede tener potencial real. Al día siguiente empezamos a trabajar el doble que antes al sentir tanta responsabilidad de haber sido seleccionadas (sí, siempre se puede un poco más). Lógicamente la inversión de Wayra es importante, pero también el hecho de que nos den apoyo en diferentes áreas a través de mentoring y el hecho de compartir junto con otras 9 start-ups la oficina de Wayra va a sumar mucho a nuestra experiencia personal.

En este momento, estamos por entrar a la Academia Wayra, super expectantes por las cosas interesantes que están por venir y, sobre todo, por ver que Quolaw realmente va a cambiar la forma en que los abogados ejercemos el derecho. ¡Estamos super agradecidas de la oportunidad que tenemos!

A los emprendedores que tienen una buena idea les recomiendo que lo intenten, que aún no quedando seleccionado, ¡uno aprende muchísimo! Mucha suerte a todos, ¡espero les sirva mi experiencia!

Yael Frylinsztein
yael@quolaw.com

Yael Frylinsztein es abogada con experiencia en M&A y mercado de capitales. Trabajó junto con Lorella Jalles, también abogada, en el estudio nro. 1 de banking en Argentina (BFM&L). En 2011, fundaron Quolaw.com, empresa que brinda cloud-based services para que abogados y su staff manejen la práctica legal en forma más eficiente .

2 thoughts on “Quolaw y su experiencia en Wayra Week”

  1. Hola, soy el “experto financiero” … me alegra que las haya podido ayudar y que formen parte de los proyectos a acelerar!! Exitos!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *