La desconexión entre los músicos e Internet

David-Byrne
Foto de Wired

Es interesante, leo a Thom Yorke diciendo que Spotify es una mierda pura y dura, leo a David Byrne diciendo que “internet va a secarle el contenido creativo al mundo” y leo a Martin Varsavsky contando porque ya no piratea música y me veo mucho más reflejado en la ecuación “pago para tener acceso cómodo y universal en vez de descargar torrents MP3 o MKV” que en la ecuación de “las industrias ganan plata con nosotros”…. tengo la sensación de un Déjà vu 2.0 similar al de Metallica que terminó forzando el cierre de Napster en vez de buscar como adaptarse a un nuevo modelo de ingresos.

¿Que el reparto entre Spotify o Netflix no es justo? No culpen al mensajero, en el caso de Netflix tienen casi el doble de gastos por pago de licencias que por infraestructura y distribución, lo mismo con Spotify ¿quien se creen que se queda los ingresos? ¿Spotify o los sellos discográficos que actúan como intermediarios entre la música de los artistas son los que siguen quedándose con las comisiones? ¿Quien cede los derechos a las discográficas, porque Spotify no creo que sea?

¿A que voy con esto? A que acusar a una tecnología de “secar la creatividad” o de “acabar con el proceso creativo porque el streaming es constante” es miopía y así como Metallica no supo entender que se podían buscar modelos alternativos (y terminaron acordando con iTunes e incluso con Spotify) hoy veo a tipos que quieren experimentar pero siguen sin entender que el problema son los intermediarios a los que ellos les ceden sus derechos.

Y mientras se quejan constantemente… yo pago suscripciones a Spotify Premium y Netflix y uso los torrents cada día un poco menos; con simplemente comodidad y acceso.

Más allá de eso, lean el ensayo de Byrne porque hace una interesantísima distinción entre los músicos grandes (el 1% como se llama a si mismo) y el resto, así como soluciones a algunos problemas de los que los músicos chicos se enfrentan (y si, sus problemas son #firstworldproblems en serio :P)

6 thoughts on “La desconexión entre los músicos e Internet”

  1. Buen punto.

    Hace unos días, GigaOM publicó declaraciones del CEO de Merlin, una agrupación de sellos indie, que sostiene que es la ambición de los grandes sellos lo que jode a los servicios de streaming.

    “…major labels try to obfuscate this reality, demanding that new services pay them huge minimum guarantees — advances on royalties that have to be spent regardless of whether the music is actually consumed, or whether the service is even able to go to market. These demands are based on their physical goods market share, in turn not leaving enough money on the table for independent artists…”

  2. Lo mismo pienso. Y a Thom le digo: te escucho en Spotify, voy a tus conciertos, compro tus vinilos abulto tus bolsillos. Entonces ¿cuál es tu f*** problema con este nuevo modelo de negocio? #hediondoalars

  3. no se si Varsavsky sea un buen ejemplo porque no le falta ni tarjeta ni acceso al material discográfico por los países donde reside, pero entiendo el punto.

    El tema es que los músicos tienen todos a su maquiavelo llenándoles la cabeza, a su “Rima lengua de serpiente” que les indica que el cuco es internet y los malos los que descargan música.

    Pasaron 15 años desde que empezamos a bajar música desde internet y cambiar nuestros hábitos y ellos también lo hicieron, pero cuando se trata de la música de ellos se desesperan, la única industria que pretende cobrar indefinidamente por sus creaciones :P son geniales, jeje.

    Lo curioso es que la mayoría de los más quejosos del último año son todas bandas que si ni fuese por internet y la descarga libre no serían más que bandas under y hoy llenan estadios en países como el nuestro donde, ni en pedo, podés conseguir su discografía.

    Son pelotudos? si, los músicos son de esa casta que se sintió siempre especial, sienten que son una categoría superior porque tienen un séquito de sanguijuelas actuando de corte pero en realidad les chupan la sangre. Tienen mentalidad adolescente y son fáciles de sugestionar, su desconexión absoluta con la realidad es el mejor ejemplo de su falta de coherencia y aislamiento total.

    unos boludos bárbaros :P pero hacen buena música eh!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *