Denken Über El weblog de Mariano Amartino donde escribo sobre tecnología, estrategias y cosas de internet.

Hace 7 meses

San Francisco crea el “EIR” y YCombinator acepta startups sociales

Parece que finalmente se empieza a ver el valor social que los emprendedores pueden sumar a su ciudad, espacio o ecosistema y no, no hablo del “emprendedor-como-salvador-del-universo vs pobre-persona-que-no-es-entrepreneur” que parece ser un mantra de la industria tecnológica; hablo de espacios públicos y privados que comienzan a entender que los emprendedores suman, a veces, una mirada diferente de enfrentar problemas o una mejora en la base de la pirámide que se traduce en beneficios para la sociedad en su conjunto y tiene una recompensa más allá de las rondas de inversión que juntaron.

San Francisco Entrepreneurship-in-Residence Program

San Francisco Entrepreneur-in-Residence: la ciudad de Ciudad de San Francisco acaba de presentar un programa que se asemeja más a una aceleradora/incubadora de lo que muchos creen [Link directo a la aplicación] ya que se trata de encontrar equipos buscando formas de resolver problemas, que van a tener mentoring y coaching para ayudarlos a entender los “pain points” de ese sector y asi enfrentar un nuevo mercado.

El detalle: el sector público en California es de u$s142.000 millones y casi no hay startups atacándolo. [en defensa de los startups, las ciudades son conservadoras, poco arriesgadas y quieren jugadores capaces de sortear toda su burocracia :)]

YCombinator aceptará startups sociales: finalmente y luego de haber aceptado a Watsi que busca acercar soluciones médicas de bajo costo y alto impacto alrededor del mundo, Pal Graham anunció que comenzarán a evaluar startups de ese estilo con algo interesante ”

We had a hypothesis that many newly founded nonprofits could benefit from the same techniques we use to help startups. I’d better clarify that the money we’re putting into the nonprofits will be a charitable donation, rather than an investment in the narrow sense.”

El detalle que lo hace interesante: no van a tener participación financiera tradicional, pero entienden que una ONG/proyecto-social puede beneficiarse de muchas técnicas de negocio que pocas veces se aplican en sus procesos diarios.

Mirar más allá de la tasa de retorno directa
Y esto no es todavía una tendencia clara pero si uno pudiera simplemente “mentorear-ayudar” a los que tienen ideas que no son solo financieras creo que se podría mejorar mucho nuestra sociedad.

La tendencia de mirar el mercado más allá de la inversión pura y dura, el saber que hay esfuerzos que tienen un repago en su aporte a la sociedad y la capacidad o innovación que hay en el mercado de los emprendedores y las aceleradoras/VCs debería producir cambios.

sin comentarios por ahora