Denken Über El weblog de Mariano Amartino donde escribo sobre tecnología, estrategias y cosas de internet.

Hace 3 años

Innovation Saturation: Economía para Tablets

Por Santiago Pochat. La ley del “innovation saturation” es el perfecto catch-all para entender mejor el ciclo en que la tecnología (y la mayoría de los productos) funcionan en un mercado determinado antes de experimentar un pico de producción y originalidad para morir lentamente.

Tom Osenton autor de “The Death of Demand”, introduce este concepto y lo explica en más detalle:

Cada innovación exitosa disfruta de dos tendencias principales en su vida: un período de crecimiento sostenido por un período de constante disminución de la tasa de crecimiento. El punto en el que una tendencia alcista se convierte en una tendencia bajista se conoce como la saturación de la innovación (innovation saturation). Iniciativas originales de comercialización y estrategias de crecimiento no orgánico, tales como adquisiciones o la expansión comercial, pueden atenuar temporalmente la tasa de disminución del crecimiento. Sin embargo, a largo plazo, una vez que la tendencia a la baja se inicia, no puede ser revertida.

La saturación de la innovación se está introduciendo en nuevos y emergentes mercados más rápido que nunca hoy en día. Estos mercados se populan y hacinan extremadamente rápido debido a la propagación de la información, tanto debido a su velocidad y magnitud que es por decir poco, abrumadora.

La llamada “guerra de las tablets” es el ejemplo perfecto, Apple introduce la innovación así generando un nuevo nicho o mercado, los competidores luchan por hacer la introducción lo menos traumática y rápida posible para encontrarse de repente con que el mercado está saturado por los especuladores. La economía moderna está llena ordenes pre-pagas y post-pagos. La verdad detrás de esto es que los mercados nuevos y más evolucionado nacen, explotan y fallan en períodos muy cortos de tiempo, porque las dos primeras etapas después de la introducción de la innovación por como se distribuye la información, no por la compra o incluso la intención de comprar.

Este nuevo sistema de distribución que nosotros ya no reconocemos pero buscamos entender a través del “social media” justamente tiene que ver con un sistema distribuido de varios puntos de introducción, son miles (o millones) quienes rellenan mercados que hasta hace unos minutos eran inexistentes. Los rellenan de opinión, de compras o de hasta re-ventas. Las compañías que fabrican teléfonos móviles se ven forzadas a constantemente introducir cambios ínfimos en un mercado que, generalmente, ya ha pasado la “innovation saturation” y busca desacelerar esa caída en la tasa de crecimiento que es inevitable ya que se inician otros círculos que tienen que ver con el recambio de equipos, la utilidad tecnológica y hasta períodos de adaptación. Pero mientras se siga creciendo, aunque no sea igual que el año pasado, estará todo más que bien.

Mariano hace muy poco escribió y compartió un documental sobre la “obsolescencia programada”, que es básicamente el resultado orgánico de este proceso ordenado. Si ya sabemos que el mercado tiene un límite no debería sorprendernos que las compañías estén haciendo todo lo posible por acaparar la mayor parte de este antes de que el único circuito que quede sea el de recambio.

La publicidad, medios de comunicación y las relaciones públicas han fomentado el cortocircuito del proceso evolutivo natural para los mercados generados por el avance tecnológico en cualquier campo y estamos atrapados en la mitad de una rueda que no importa cuanto lo intentemos no se moverá hacia adelante lo que solo nos obliga, a nosotros o a las compañías, a buscar nuevos lugares donde hacer crecer su (nuestro) dinero.

Post escrito por Santiago Pochat que se aburrió de escribir en The Collective Issue (su blog en inglés) y grita esporádicamente cosas elocuentes en Twitter como @sapochat

1 comentario por ahora

pablotossi

sumaría que ésto no pasa sólo en el mundo tech + internet, sinó que en otras industrias como la automotríz o la medicinal tmb sucede.

muy buena editorial!!!